El Masaje Craneo-Facial se realiza en la zona del cráneo, cara y cervicales. Está recomendado para reducir la tensión, molestias y dolor en estas zonas.

 

Se aplica en pacientes con sensación de cansancio (visual o mental), cefaleas, mareos y pérdida de equilibrio, insomnio, migrañas y estrés.

 

 

El Masaje Craneo-Facial tiene un efecto relajante y aporta una sensación de bienestar inmediata.

 

La técnica para realizar el Masaje Craneo-Facial es a través de diferentes micropresiones sobre la cara y el cráneo. Además se realiza un drenaje linfático en el rostro para reducir la inflamación edematosa.